◄ Blog Home

lunes, agosto 1st, 2016

Mejora el reclutamiento con una sola pregunta

Una sola pregunta puede revolucionar un proceso entero de reclutamiento. Un proceso de selección puede llegar a ser algo desesperante: no todas las personas que encajan a la perfección sobre el papel acaban por alejarse de las aptitudes necesarias para el puesto cuando los conoces en persona.

_DSC5860

Desde nuestra experiencia en el sector y, teniendo en cuenta, que el reclutamiento de talentos es la base para conseguir una fuerza de ventas muy potente, tenemos la pregunta clave para saber si ésa es la persona que estás buscando: “Háblame sobre tu mejor jefe y por qué te gusto trabajar para él”.

La respuesta puede decir mucho acerca de cómo funciona una persona y lo que necesitas tú como jefe.

Comprender las respuestas: ¿qué queremos detectar?

Las respuestas serán muy distintas, pero lo que necesitas es solamente saber interpretar las respuestas, descifrándolas a través de tus propios códigos. Si el entrevistado responde “ella siempre estaba ahí cuando la necesitaba”, nos estará indicando que estamos delante de una persona que se hace grande cuando sabe que tiene el apoyo necesario para avanzar.

Si nos dice “Me dejó seguir adelante con mis proyectos”, indicará una preferencia por la independencia de una persona muy responsable en el ámbito laboral.

Si lo que nos responden es “Ella era muy inclusiva y respetaba la opinión de todos”, podrás detectar que le gusta ser tratado de igual a igual y valora mucho el respeto.

Sé claro en tus objetivos de reclutamiento

Cuando necesitamos incorporar a un nuevo empleado en nuestra plantilla o necesitamos los servicios de un nuevo profesional autónomo, tenemos que tener claras dos cosas:

  • ¿Qué estamos buscando?
  • ¿Qué estamos dispuestos a ofrecer?

Tan importante es tener una idea clara sobre cómo debe ser la persona que buscamos como qué vamos a ofrecerles en su puesto de trabajo. ¿Qué tipo de jefe van a encontrarse? Sé honesto y honesta contigo mismo en este tema –incluso sería interesante preguntar a tu equipo actual por qué les gusta trabajar contigo o cuáles son tus principales características como responsable de un grupo de personas.

Si crees que es importante trasladar responsabilidades a las personas de tu equipo, acabar eligiendo a alguien muy demandante, o que necesite supervisión constante, no sería una decisión prudente. Del mismo modo, si queremos vigilar de manera constante a nuestro equipo, una persona independiente no funcionará en un entorno de trabajo tan controlado.

Pruébalo todo a la vez

Cada persona tiene sus propios matices, peculiaridades y habilidades para desarrollar y, obviamente, no hay una receta perfecta para mitigar todos los riesgos cuando incorporamos personas nuevas a nuestros equipos de trabajo, ya sean asalariados o profesionales autónomos. Sin embargo, el uso de esta pregunta puede darte una visión más profunda de cómo debe ser “el chico o la chica nuev@ en la oficina”.

Posted at 9:49 am